Fases de una endodoncia

La endodoncia es la especialidad odontológica que se encarga de prevenir, diagnosticar y tratar las enfermedades de la pulpa dental.

La pulpa dental (tejido que se encuentra dentro del diente que contiene los nervios y los vasos sanguíneos) cuando se lesiona o enferma se inflama y puede acabar muriendo por lo que es necesario llevarse a cabo un tratamiento de endodoncia para que el diente no se pierda. Se puede decir que la endodoncia es la última opción antes de que sea necesaria la extracción de la pieza dental.

Las causas más comunes que pueden hacer necesaria una endodoncia son las caries extensas, los traumatismos y fracturas del diente y la enfermedad periodontal.

La endodoncia consta de varias fases, que se realizan siempre con anestesia local por lo que es indolora para el paciente.
En la primera fase se realiza una apertura en el diente para poder acceder a los conductos. Después se procede a eliminar el tejido pulpar y posteriormente a sellarlo. Por último se reconstruye la pieza de forma permanente.

En Clínica Dental Montse Varela se utilizan medios mecánicos (motores de endodoncia, localizador de ápices) junto con medios manuales convencionales, para llevar a cabo el proceso, ofreciendo las mayores garantías de éxito.